Implantología

Los implantes endoóseos son una solución ideal para la pérdida de dientes en muchas ocasiones.

Para que el tratamiento tenga éxito es fundamental un correcto diagnóstico del caso. Saber el momento de la colocación, si puede ser inmediata o no. El tipo de implante que necesita, que dependerá  entre otras características, de la cantidad y el tipo de hueso del paciente.

Para poderlo diagnosticar necesitamos una historia clínica, una exploración exhaustiva y una serie de pruebas complementarias, como las radiografías panorámicas o un TAC.

Decidimos así cómo vamos a tratar el caso y si lo vamos a realizar en la clínica o en el hospital bajo sedación endovenosa con un anestesista.

Cuando llega el momento de la cirugía se coloca un campo quirúrgico estéril, tenemos un protocolo muy estricto y el material adecuado con las últimas novedades, tanto a nivel de cirugía básico como en el implante. Siempre se coloca un implante de Titanio de alta gama con marcas de amplia trayectoria y que sabemos que tiene un elevado éxito.

Se realizan un control y se observa la evolución del paciente hasta el momento de cargar la prótesis sobre los implantes y un amplio seguimiento tras este momento porque es muy importante en control de los implantes durante toda la vida con un correcto mantenimiento en la clínica y en casa por parte del paciente.